Archivo de la etiqueta: Federacion Estudiantil Universitaria FEU

Recuerdan aniversario del asalto al Palacio Presidencial y Radio Relo

 

Recuerdan 61 Aniversario del asalto al Palacio Presidencial y Radio Reloj
Fotos del autor

El primer secretario del Comité Central del Partido Comunista de Cuba y Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros General de Ejército Raúl Castro Ruz, envió una ofrenda floral a los mártires de las acciones revolucionarias del 13 de marzo de 1957, en el marco de los 61 años del asalto al Palacio Presidencial y la toma de la emisora Radio Reloj por comandos del Directorio Revolucionario para ajusticiar al dictador Fulgencio Batista.

Recuerdan 61 Aniversario del asalto al Palacio Presidencial y Radio Reloj

Durante el acto político cultural realizado en el Museo de la Revolución, otrora Palacio Presidencial, uno de los escenarios de las heroicas acciones del 13 de marzo, se realizó el pase de lista simbólico de los mártires de la Federación Estudiantil Universitaria (FEU).

Recuerdan 61 Aniversario del asalto al Palacio Presidencial y Radio Reloj

Presidieron la conmemoración Mirian Nicado García, integrante del Buro Político del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, Sucely Morfa González, primera secretaria del Comité Nacional de la Unión de Jóvenes Comunistas (UJC), y el Comandante Faure Chaumon Mediavilla, segundo Jefe del comando del Directorio Revolucionario que asalto el Palacio Presidencial.

En las palabras centrales, Raúl Alejandro Palmero, presidente de la FEU destaco la indestructible unidad del estudiantado universitario con la Revolución, sustentada en la herencia mambisa y rebelde.

Recuerdan 61 Aniversario del asalto al Palacio Presidencial y Radio Reloj

Estuvieron presentes además José Ramón Saborido Loidi, ministro de Educación Superior, y una representación de combatientes del Directorio Revolucionario y sus familiares.

Fidel Castro discute con el jefe de la Policía durante protestas estudiantiles en 1950

 

Fidel Castro discute con el jefe de la Policía durante protestas estudiantiles en 1950

 

 

Durante el Gobierno de Carlos Prío Socarrás, el Ministro de Educación era Aureliano Sánchez Arango. Dicho ministro intentó sanear el Ministerio que durante el Gobierno de Ramón Grau San Martín -cuando ocupaba dicha cartera José Manuel Alemán Casharo- se había convertido en una fuente de enriquecimiento ilícito para funcionarios corruptos y un generador de constantes actos de malversación de fondos.

En septiembre de 1950, al comienzo del curso escolar 1950-1951, el Ministro de Educación Aureliano Sánchez Arango había tomado algunas medidas que perjudicaban a los alumnos del Instituto de Segunda Enseñanza de la ciudad de Cienfuegos. En respuesta, los dirigentes estudiantiles encabezados por el René González Morejón realizaron una huelga el 3 de octubre de 1950. Además solicitaron el apoyo de otros estudiantes del país, pedido al que acudieron de inmediato también a través de huelgas, los alumnos de institutos educativos de Las Villas y Matanzas. Ante esta situación, los alumnos opositores al ministro Sánchez Arango fueron expulsados.

En solidaridad a los estudiantes de Cienfuegos expulsados, el 1 de noviembre de 1950 en La Habana, se organizó una protesta frente a la Universidad, que ocasionó fuertes declaraciones por parte del Ministro Aureliano Sánchez Arango. Fidel encabezaba la manifestación y tuvo que llegar a un acuerdo con el jefe de la Policía, el general Quirino Uría López que buscaba terminar con la protesta.

En la fotografía aparece Fidel Castro (izquierda) discutiendo con el jefe de la Policía, Quirino Uría López (derecha) en la calle San Lázaro, frente a la Universidad de La Habana, el 1 de noviembre de 1950 a los 24 años de edad.

Fuentes de información:

95 años de eterna juventud

Velada Político Cultural de la juventud cubana por el 1er Aniversario de la desaparición física del Comandante en jefe Fidel Castro Ruz, en la Escalinata de la Universidad de La Habana,  Presiden el acto, José Ramón Machado Ventura, Segundo Secretario del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, primer vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros, Lázara Mercedes López Acea. Primera Secretaria del Comité Provincial del Partido en La Habana y Vicepresidenta del Consejo de Estado, Olga Lidia Tapia Iglesias. Miembro del Secretariado y Jefe del Departamento de Educación, Deportes y Ciencia del Comité Central del Partido.
La FEU es la organización estudiantil más longeva de Cuba. Foto: Jose M. Correa

Todo comenzó un 20 de diciembre con Mella al frente. Fue en 1922 cuando, en medio de la lucha por la reforma universitaria, nació una organización que hoy día, a más de nueve décadas de vida, mantiene su alma joven, creativa, soñadora: la Federación Estudiantil Universitaria (FEU).

Con los mismos objetivos fundacionales centrados en representar al estudiantado universitario y forjar para la sociedad nueva el Hombre Nuevo, la FEU arriba a estos 95 años «inmersa en el proceso eleccionario con el reto de constituir la continuidad y honrada de seguir el ejemplo de Fidel Castro con alrededor de 125 000 miembros en todo el país», expresó Raúl Alejandro Palmero Fernández, presidente nacional de la organización, en la primera emisión de esta semana de la Mesa Redonda.

«Su función primera es deberse a los estudiantes en todas sus estructuras organizacionales. Mantenemos como objetivos primeros el fortalecimiento de la brigada, célula de la organización, de la que depende el buen funcionamiento de la misma, su éxito y futuro. De ello depende la capacidad de renovación que tiene la organización».

Palmero, además, indicó que la Federación «se ha encargado de llevar lo mejor del arte, la cultura y el deporte universitario hacia afuera de sus fronteras». Presentaciones de libros, de artistas, recorridos con glorias del deporte, clases didácticas de ballet, la universiada nacional, los festivales de ruedas de casino y del libro y la lectura, y la realización de tareas de impacto social, así como campañas comunicativas en los medios como el programa de televisión ¿Quién Vive?, que intenta mostrar lo mejor del arte y la vida universitaria, dan cuenta del trabajo de la FEU más allá de los predios docentes.

Por su parte, Anabel Treto de la Paz, presidenta de la Federación Estudiantil Universitaria de la Universidad de Ciencias Médicas de Villa Clara, apuntó en la emisión televisiva que «los 66 000 estudiantes de las ciencias médicas del país reciben este aniversario 95 con el compromiso de estudiar para brindar la atención de salud con la calidad que merece el pueblo».

Los estudiantes universitarios no fallarán

El presidente de la FEU le entrega a Machado la condición de Miembro de Honor de la organización.
El presidente de la FEU le entrega a Machado la condición de Miembro de Honor de la organización. Foto: Oriol de la Cruz Atencio/AIN

Noventa y cinco años después la Federación Estudiantil Universitaria (FEU) continúa siendo esa organización rebelde, revolucionaria y animada por los mejores sueños de justicia de sus fundadores.

Julio Antonio Mella y los jóvenes de su tiempo viven en los miles que hoy la integran, aunque sus luchas sean otras, no ya por los derechos a una educación de calidad o contra los desmanes del gobierno de turno; sino en esa búsqueda porque la universidad no pierda el vínculo con la sociedad y hacer de cada centro de Educación Superior un lugar para la ciencia y la formación de hombres de bien.

Tales ideas estuvieron también en el escenario del teatro Karl Marx este sábado, cuando las voces se unieron para decir presente ante la mención de los nombres de los héroes y mártires de la FEU, en los inicios de la gala artística para conmemorar el 95 cumpleaños de la organización, que se celebra el próximo 20 de diciembre.

Con la presencia de José Ramón Machado Ventura, segundo secretario del Comité Central del Partido y vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros, así como varios miembros del Buró Político y el Secretariado del Comité Central del Partido, el auditorio recordó también a ese otro eterno miembro de la FEU: Fidel Castro Ruz.

Acompañaron a los universitarios, además, integrantes del Consejo de Estado y de Ministros; y Sucely Morfa González, primera secretaria del Comité Nacional de la Unión de Jóvenes Comunistas (UJC); y Raúl Alejandro Palmero Fernández, presidente de la FEU; quienes entregaron reconocimientos a los estudiantes más integrales de la organización.

Unir con inteligencia y amor, como lo definiera Armando Hart, fue la misión de la FEU desde su fundación, recordó Palmero Fernández al dirigirse a los presentes en la gala.

Raúl Alejandro Palmero Fernández, presidente nacional de la FEU. Foto: Oriol de la Cruz Atencio/AIN

Hoy Cuba entera es una gran universidad, donde las aulas no solo se han pintado de negro, mulato, obrero y mujer, sino también de los colores de los jóvenes de muchas naciones del mundo que han podido realizar aquí sus metas, significó el presidente de la FEU.

La gratuidad de la enseñanza, la calidad de la educación y el protagonismo de los miembros de la organización en todo lo que sucede en el país, son realidades que defenderemos, porque por ellas lucharon quienes nos antecedieron.

Hoy las aulas y locales que ustedes emplearon para mítines y manifestaciones, son utilizadas por los jóvenes para continuar alcanzando sueños y conquistas, resaltó Palmero Fernández.

En Cuba no se piensa en desarrollo, no se toman decisiones sin contar con los jóvenes, enfatizó el presidente de la FEU y señaló que la organización está presente en todos los frentes, desde las redes sociales hasta las tareas de la producción y la defensa, como aporte a nuestra sociedad.

El joven agradeció a Fidel por la posibilidad de sudar y luchar juntos, por indicarnos el camino que nos aleje de la enajenación.

La FEU continuará siendo trinchera de rebeldía ante los retos que se avecinan, afirmó. Los orgullosos miembros de esta organización reafirmamos a nuestros enemigos que no se equivoquen, que estamos dispuestos a armarnos nuevamente en la escalinata universitaria por defender nuestro suelo, concluyó.

La gloriosa historia de vida de la FEU fue recordada por Sucely Morfa González, durante las palabras centrales de la conmemoración.

Mella, José Antonio Echeverría y Fidel articulan el pensamiento que conforma la columna central de la organización, cuyos miembros tienen fe inquebrantable en la Revolución, y no dejarán nunca de preservarla, defenderla y contribuir al desarrollo del país, expresó.

La primera secretaria de la UJC destacó que ante las agresiones a nuestro estudiantado universitario en este año, ellos lo enfrentaron con valentía, como gallos de pelea; a la vez que reafirmó el compromiso de acompañamiento de la organización política juvenil.

El imperialismo no deja de manipular los sueños y aspiraciones de nuestra juventud, no renuncia a tratar de conquistarnos para destruir la Revolución, pero nuestra respuesta siempre será invariablemente de resistencia y fe en la victoria.

Entraremos al año 60 de la Revolución triunfantes. Nada podrá quebrar la unidad del movimiento estudiantil cubano en torno a nuestro único partido, nada empañará la alegría de estas nuevas generaciones. No fallaremos jamás a los creadores de la FEU, a Fidel, Raúl y la generación histórica, enfatizó.

El talento de los aficionados de la FEU llenó de música y colorido la gala. Foto: Oriol de la Cruz Atencio/AIN

El trovador Silvio Rodríguez, con su verso y su música, recordó a los jóvenes que en el buen camino siempre habrá sillas que nos inviten a parar, pero que nunca debemos rendirnos. El actor Alden Night, por su parte, declamó las esencias de lo que significa ser joven, que es mantener el fuego y la rebeldía, sin importar el paso de los años, y los llamó a no dejar de serlo.

Artistas aficionados de la FEU llenaron el escenario de música y colorido, demostrando todo el talento que se reúne entre los miembros de esta organización.

Argumentos de verdaderos revolucionarios

En estos días se ha generado un debate en las redes sociales a partir de la solicitud de la FEU en la Universidad Central de Las Villas de expulsar de esta casa de altos estudios a la estudiante de 1er año Karla Pérez González, por ser miembro de la organización contrarrevolucionaria Somos+. La universidad y el estudiantado tienen suficientes argumentos para adoptar una posición revolucionaria.
La joven, que escribe desde el pasado 2016 en el blog de esa organización, ha reforzado su presencia en el ciberespacio bajo el seudónimo de Oriana. El 7 de abril del 2016, siendo aún estudiante del preuniversitario, publicó sobre el ingreso a la Educación Superior y en torno a su aspiración por estudiar la carrera de Periodismo.
«¿Y el engaño vendido a nosotros sobre la falta que hacen periodistas en Cienfuegos?… Parece que prescinden de la verdad. Parece que temen a lo novel de mi generación, a sus inquietudes, a su rebelión sensata»
Desde ese entonces manifiesta su posición al aludir a un periodismo enemigo de la Revolución, que escribe en medios que abiertamente están al servicio de la contrarrevolución y que son financiados desde el exterior.
Esta opinión se vio reforzada cuando el 19 de abril insultó el periodismo cubano al dudar de las competencias profesionales de quienes lo hacen. «…me encuentro frente al órgano o la repetidora oficial del Partido Comunista de Cuba…Busco algún periodista que combine inteligencia y verdad, fiel a su trabajo y no a las imposiciones del gobierno (…) entonces no somos ni tan maestros ni tan periodistas».
En esas mismas líneas convoca a los jóvenes a manifestarse en contra del proyecto social cubano, al expresar: «Entristece el alma de los que soñamos con intensidad con un futuro próspero de nuestra Patria, ver cómo las semillas más frescas y valiosas de la Cuba actual, eligen quedarse atrapados en la “inacción” … ¿No es más hermosa la rebelión inteligente y moral, por la búsqueda de un suelo y un cielo libres?
A esa misma juventud nos tilda de dormida, ignorante, cobarde, carente de educación cívica y política, y frustrada por «la mala gestión de una “Revolución” conservadora que desmotiva y engaña» … ¡Qué poco nos conoce! Somos una juventud inquieta, rebelde, defensora de los más altos valores humanos, con sus propios sueños y proyectos, conscientes -y coincidimos con ella- de que la felicidad está en Cuba, una Cuba perfectible pero inevitablemente abrazada a los principios del socialismo, camino que hemos elegido.
Karla, incluso, en nombre de la organización contrarrevolucionaria a la que pertenece, alentó e invitó «a los “Pinos Nuevos” y nacientes a la persecución íntegra de sus metas y objetivos, que solo puede iniciarse desde un cambio más profundo, más de raíz, cuando se oigan todas las voces y nuestras ideas cuenten».
Propugnó así una posición abiertamente reaccionaria ante la que no podemos quedarnos de brazos cruzados, principalmente para demostrar que no estamos inactivos e impulsamos el proceso revolucionario.
El 2 de agosto vuelve a atacar con más fuerza a nuestros periodistas, tildándolos de representantes y siervos a muerte del único partido existente en Cuba. ¿Acaso criticó la misma formación que ella recibiría y que la dotaría de herramientas para actuar de forma diferente a los profesionales que juzga?
Una semana después se refirió a un supuesto Plan Nacional de Becas, que no existe, gracias al cual dijo haber obtenido la carrera que tanto ha atacado. ¡Qué ignorancia muestra cuando desconoce nuestro sistema de ingreso a la Educación Superior! Plan de Becas es un término copiado de un modelo ajeno a nuestra realidad, en la que todos nuestros bachilleres tienen la oportunidad de obtener una carrera universitaria, siempre que demuestren su preparación.
No culmina el material sin antes incitar a sus coetáneos. «…rebélate desde la sensatez y reconoce que somos nosotros los que podemos brindarle a la Patria una nueva oportunidad: la de crecer»
El 30 de septiembre, ya desde su posición como estudiante universitaria, se autodenominó representante de la juventud dormida y temerosa de la que habló anteriormente. ¿Será ella la única despierta y valiente entre tantos jóvenes? En ese texto sobre la conceptualización del modelo económico y social cubano, al que ni siquiera llama por su nombre, mostró desconocimiento en torno al tema.
Apuntó que es un documento antidemocrático e inconsulto, cuando en realidad fue debatido en todos los espacios de diálogo abierto a la participación popular, incluso, a nivel de barrio; además, estudiantes de su propia institución académica diseñaron y pusieron a disposición de todos los jóvenes cubanos una aplicación para celulares que contiene de forma interactiva la información de estos y otros documentos afines. Igualmente, desconoció las más de 200 mil propuestas salidas de la consulta con el pueblo.
Por si fuera poco, ofendió a la juventud cubana acusándonos de burlarnos del ideario martiano, hecho inconcebible para los revolucionarios reales, que no son los mismos a los que ella enarbola. Otra muestra de su desconocimiento de la obra del Apóstol es la asociación que hace del pluripartidismo bajo la visión martiana, cuando fue Martí quien creó el Partido Revolucionario Cubano (del cual es heredero el Partido Comunista de Cuba) para unir voluntades, ideas y principios en una misma organización que defendiera los objetivos de lucha.
El 28 de enero de este año dedicó sus equívocas líneas a José Martí, llamándolo «el culpable de mis ahoras» y valorándolo a su conveniencia. Lo despoja de su condición de patriota defensor de nuestra isla, atribuyéndole muchas patrias y a la vez ninguna. «Sufro con el hoy, con ese miserable hoy donde te pierdes en una humanidad cobarde y detenida, donde no te convertiste en millones como quisiera y querías, donde tus armas- esas liberadoras- no se utilizan, donde te alaban, pero pocos convierten tus lecciones en acción…La culpa del ahora mío, es de usted».
Hoy, Karla u Oriana, como queramos decirle, deberá mantenerse firme como declaró en su primer trabajo, pero no para conseguir el tipo de cambio al que aspira utilizando muchas veces su papel de víctima de un sistema supuestamente injusto y excluyente, sino para aceptar que su estrategia seguirá fracasando mientras existan jóvenes preocupados por el destino de nuestra sociedad socialista. Ella no es ni será la heroína que planificó hace casi un año, por lo menos no la de nuestros jóvenes verdaderamente revolucionarios.

 

Este es un espacio de intercambio y reflexión, para demostrar la valía de un pueblo que se enfrenta al Imperio más poderoso del planeta con la seguridad absoluta en la Victoria porque le asiste la razón. Esas son las Razones de Cuba