Yo también cultivo una rosa blanca, Sr. Obama: pero no olvido las miles de víctimas cubanas por el terrorismo de EEUU

Política
Martes, 29 de Marzo de 2016

Daniel Chavarría* – Cubadebate.- Sí, señor Obama, yo también cultivo una rosa blanca. Por eso me permito recordarle una frase pronunciada por nuestro José Martí dentro de los EE. UU.: Para Cuba que sufre, la primera palabra. Para Cuba que sufre un genocida bloqueo global, en violación de sus más elementales derechos humanos.
Para Cuba que sufre la usurpación, ilegal, inmoral, injusta, y que su gobierno pretende infinita, de una parte de su territorio en la bahía de Guantánamo, donde ustedes mantienen una base naval que han reconocido inoperante en términos militares estratégicos y que seguramente por eso utilizan como centro de torturas.
Para Cuba que sufre el dolor de haber visto muertos o mutilados a miles de sus hijos en virtud de los actos terroristas que se han cometido contra nosotros, al amparo de su país.
Para Cuba que sufre la carencia de medicinas y equipos especializados para los más débiles de sus hijos: niños con cáncer, por ejemplo.
Para Cuba que sufre la permanente agresión mediática de una emisora radiotelevisiva, financiada por el Estado Norteamericano, es decir, por su población contributente; y para colmo, a ese engendro perverso, han tenido el ignominioso desparpajo de darle el nombre de nuestro Apóstol.
Sí, señor Obama; para Cuba que sufre, la primera palabra.
* Escritor uruguayo residente en Cuba desde hace décadas. A la derecha de la foto.carlos-manuel-chavarr-580x373

Un comentario sobre “Yo también cultivo una rosa blanca, Sr. Obama: pero no olvido las miles de víctimas cubanas por el terrorismo de EEUU”

  1. Brother, seria imposible olvidar tanto dolor causado por las politicas de EE.UU hacia Cuba.
    Nadie es enteramente bueno ni enteramente malo, y como muestra de ello recibimos la visita del vigesimo cuarto y actual presidente de los EE.UU, Barack Hussein Obama II, quien usando un lenguaje meloso y ambiguo, profirió frases ¿sorprendentes? Como: “vine aquí para dejar atrás los últimos vestigios de la guerra fría en las Américas. Vine aquí extendiendo la mano de amistad al pueblo cubano”,
    ¿ De qué amistad habla el presidente Obama?¿ Será de esa amistad que distingue al perro del amo que cuando quiere le da de comer las sobras, o , con la misma facilidad le pega tremenda paliza?¡ Ahh, tal vez el presidente Obama, honrando la tradición de los anteriores inquilinos de la Casa Blanca: “divide y vencerás”, se refiera a esa amistad desleal que permite darle la espalda a tus hermanos latinoamericanos, a tus camaradas de lucha, contra quienes el Imperio trama infernales planes maquiavélicos a la sombra cómplice de los vende patria que traicionaron a hombres como Simón Bolivar, o, asesinaron al gran Mariscal de Ayacucho: Antonio José de Sucre.
    Desgraciadamente todavía hay ilusos que piensan y hasta lo dicen: “¡viva AT & T!, ¡ cuando vengan los americanos se va a acabar el atraso!, error , ellos no van a tocar a la puerta de tu casa para regalarte comida, ropa y zapatos, y si tocan a la puerta de tu casa es para pasarte la cuenta por todos: ¡ TODOS!, absolutamente todos los servicios que te dan, incluyendo el alquiler de tu preciada casa que tu mismo construiste, y si no tienes para pagar: ¡ PA LA CALLE!
    ¡Ahh , ya sé, Mister Obama, está hablando de la vieja política de los puentes de amistad! La misma con que minaron y destruyeron el campo socialista; la misma conque intervinieron en la guerra del ’95 contra la metrópolis española, ¡ sí porque en esa época los americanos si se portaron como nuestros amigos!, bueno fíjate tú que para evitar que los extenuados mambises tuviesen que hacer un agotador viaje a Francia, hasta allá fueron ellos, excluyendo a los independentistas cubanos, quienes ya tenían vencidas a las fuerzas colonialistas españolas; y a espaldas nuestras firmaron la paz con España: Cuba quedaría bajo la dominación de los EE.UU, se adjudicó además la isla de puerto Rico y compró las Filipinas; y luego hasta convencieron al hermano del Mayor General Julio Sanguily., Manuel, para que aceptara la enmienda Platt: que le otorgaba derecho a los norteamericanos a intervenir en Cuba y a mantener en el territorio de la isla , estaciones navales y carboneras.
    Si, es indudablemente cierto, nuestra economía se vería beneficiada por el restablecimiento de las relaciones comerciales con los EE.UU; no es lo mismo buscar mercado para nuestras producciones en países europeos, por ejemplo, que aquí al lado nuestro; como no es lo mismo adquirir productos de última tecnología directamente del productor, que adquirir esos mismos productos a través de un tercer país; ¡ pero! ¿ a qué precio?, sencillo:”borrón y cuenta nueva”, nos olvidamos de todo el daño que los EE.UU nos han causado y causan; olvidamos que asesinos como Luis Posada Carriles se pasean por las calles de Miami junto a toda la pandilla de mercenarios de cuarta que con él juegan dominó y toman cerveza mientras hablan su infamante p… anticubana; mientras que por acá hay compatriotas nuestros que no pueden celebrar ni un fin de año con sus seres queridos porque gentuza de inframundo como ellos les quitaron la vida mientras pacíficamente trabajaban ( en tierra o alta mar ), soñaban, amaban, en la tierra que los vio nacer, y que ellos abandonaron un día por ir detrás del amo “americano”, nada que el que nace cerdo muere chillando.
    ¡¿Amistad con los americanos?! Ni tantico así, como dijo el comandante Ernesto “Che” Guevara.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *