En mi vida siempre han estado los CDR

Nací  en la ciudad de Cárdenas, los tíos  míos que me criaron Pilar San Martin  y Emilio Gueche siempre me inculcaron los ideales de la  Revolución y de su gran líder el Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz.

Pilar, fue fundadora de los Comités de Defensa de la Revolución (CDR), al llamado de Fidel  aquel 28 de septiembre de 1960 en medio del estallido de petardos contrarrevolucionarios  la mujer negra asumió de presidenta del CDR en la calle Cristina entre Ayllon y Ruz ,en la ciudad Bandera. Emilio  militante  del  Movimiento 26 de julio en la lucha contra la tiranía proimpèrialista de Fulgencio Batista, y posteriormente como combatiente del Batallón 111 de las Milicias Nacionales Revolucionaria en Playa Girón también apoyo a Pilar en la actividad cederista.

Durante 20  años Pilar estuvo al frente de las tareas de la mayor organización de masas del  país en esa barriada de Cárdenas, donde sus padecimientos de salud y su avanzada edad no le permitió continuar realizando lo que para ella fue un compromiso muy grande con la Revolución y Fidel.

Inspirado en ese espíritu revolucionario comencé  a involucrarme en las tareas cederistas colaborando con frente de vigilancia, formando parte de la Brigada de Apoyo CDR-MININT.

El 5 de agosto de 1994 fui uno  de los cubanos que enfrento la provocación contrarrevolucionaria. Los Comité de Defensa de la Revolución me condecoraron con el Sello Conmemorativo 20  años de la Vigilancia  Revolucionaria cuyo  certificado  esta rubricado por el entonces Coordinador  Nacional de la organización cederista  el general de división Sixto Batista Santana.

En mi vida siempre han estado los CDR, ha estado su fundador el invicto Comandante en Jefe Fidel Castro  Ruz.

Cuando recientemente recibí la condición de delegado directo al 9no Congreso  de los CDR sentí una mezcla de orgullo, por la alegría que mis  tíos Pilar y Emilio hubiesen experimentado.

Tuve  la oportunidad de participar como delegado en el 8vo Congreso cederista. Y como bien exprese cuando recibo la condición de delegado directo, los CDR me sorprendieron. Hay  compañeras y compañeros que reúnen todas las condiciones para representarnos en el magno evento cederista.

Al acompañar a los  CDR, estoy acompañado al Comandante en Jefe  Fidel Castro Ruz, fundador de esta organización, y hasta el  último minuto de vida sabré ser consecuente con su legado  porque los CDR y el están en mi corazón siempre.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *