Transparencia y veracidad en listas de electores en referendo en Cuba

La importancia de que las listas de electores estén en lugares visibles como muestra de transparencia, apego a la verdad y ética que caracterizan al proceso electoral cubano, fue destacada este lunes por Alina Balseiro Gutiérrez, presidenta de la Comisión Electoral Nacional (CEN), durante un intercambio en Ciego de Ávila.
Según reporta la Agencia Cubana de Noticias (ACN), en el encuentro —con autoridades electorales, dirigentes políticos, del Gobierno y de las organizaciones de masas en la provincia—, sobre el referendo constitucional del próximo 24 de febrero, Balseiro Gutiérrez enfatizó en que la verificación de las listas de electores por parte de los ciudadanos con derecho a ejercer su voto es un paso trascendental.
Esos listados son la base del registro y del parte básico de la cantidad de votantes el día de las elecciones; por tanto, debemos exhortar a la población a que los revisen para actualizarlos en caso de existir algún error en los datos personales, agregó.
Igualmente, dijo que no basta con poner los padrones electorales en sitios públicos como bodegas y panaderías. Hay que convertir cada espacio de afluencia de personas en una convocatoria a interesarse con vistas a comprobar si aparecen o no registrados.
También por estos días se han desarrollan  los barrio debates denominados Por el deber patrio y antimperialista, en los cuales nuestros cederistas exponen los argumentos y razones para el 24 de febrero, desde las urnas, dar un sí a la nueva Constitución de la República.

Presidente Cubano reitera firmeza de la Revolución

El  Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros de Cuba, Miguel Díaz Canel  Bermúdez, destacó este martes  en su cuenta de Twitter  la firmeza de la  Revolución Cubana bajo la guía del Comandante en Jefe  Fidel Castro  Ruz.

Canel  recordó  el pensamiento del Líder  Histórico de la  Revolución  a pocos  días  del triunfo revolucionario del primero de enero de 1959 ,durante  la Operación Verdad  ,que  demostró la firmeza  del proceso revolucionario  cubano.

“Los que creyeron que ,… sembrando mentiras y calumnias por doquier iban a debilitar nuestra Revolución, iban a desacreditar a nuestro pueblo,…, se equivocaron, porque la Revolución está hoy más firme” , 21/01/1959   

La Operación Verdad ,consistió en un encuentro de 400 periodistas extranjeros reunidos en la Habana ,para  conocer de cerca detalles de los  juicios contra los asesinos y  torturadores de la  derrotada dictadura proimperialista  de Fulgencio  Batista, en medio  de una feroz  campaña de mentira desatado  desde los  Estados  Unidos  sobre ese proceso.

Jesús Menéndez perdura en el corazón del pueblo cubano

En la  estación de ferrocarriles   de la ciudad de Manzanillo, cayo  asesinado el 22 de enero de 1948  el líder  de los trabajadores azucareros  Jesús  Menéndez  Larrondo, por el  capitán  de la Guardia Rural Joaquín Casillas  Lumpuy.

El líder obrero, nació el 14 de diciembre de 1911 en el pueblo de Encrucijada, actual  provincia de Villa  Clara. Menéndez  desarrollo su  actividad proletaria en dos sectores importantes de la economía  de la  isla, el azúcar y el tabaco. Su fecunda  vida  estuvo dedicada por  entero a la defensa  de los intereses  de la clase  obrera.

Entre  las conquistas  materiales que obtuvo para los trabajadores azucareros se cuentan, la elevación  de los salarios, el descanso retribuido, la erradicación  de menor salario en tiempo muerto, el diferencial azucarero y la cláusula de garantía. El Imperialismo yanqui, ante la actitud vertical de Menéndez, fraguo su  asesinato en  contubernio con el  gobierno del presidente  Ramón Grau  San Martin.

La   muerte de  Jesús  Menéndez  Larrondo, no fue en vano, la  Revolución  Cubana triunfante el primero de  enero de 1959 cumplió los objetivos por los cuales   el  General de las Cañas   entrego su vida.

El Movimiento Sindical  Cubano  rinde homenaje de recordación este día  a uno de sus líderes  más queridos. Los afiliados al Sindicato  Nacional del sector realizan  mítines , matutinos, vespertinos  y actos en bateyes , fábricas de azúcar ,pelotones de camioneros , de combinadas  y alzadoras  cañeras con motivo de la efemérides .

La vida y obra de Menéndez, siempre perdurara  en el corazón del pueblo  cubano., por ser  un genuino defensor  de  los  intenses  de los trabajadores.

Destacan vigencia de Fidel Castro y la Operación Verdad (+Fotos )

La Habana, 21 ene (PL) El intelectual cubano Eusebio Leal destacó hoy la vigencia de la Operación Verdad y el pensamiento de Fidel Castro en el actual contexto de la información caracterizado por la hegemonía de los medios.

‘Es más que nunca necesario el testimonio verdadero, la capacidad de transmitir y dar a conocerlo’ señaló el Historiador de La Habana en la inauguración del Foro Internacional de Periodismo por el aniversario 60 de la Operación Verdad, que auspiciado por la agencia Prensa Latina se celebra en el Hotel Nacional de Cuba.Aseguró que en eventos como estos es imprescindible la participación de los depositarios de las noticias, pues, agregó, esos temas no son de una generación sino de actualidad.

También convocó a integrar a las nuevas generaciones en estos debates y resaltó el papel de la educación en la transmisión del amor a la Patria, el culto a la verdad, la radicalización de las ideas y la búsqueda de la justicia.Agregó que es medular comprender lo que está ocurriendo actualmente con la reversión de los movimientos progresistas y antimperialistas en el continente americano y la afirmación de grupos de extrema derecha y supremacistas, así como lo que sucede con el control de la información y la supuesta neutralidad de las agencias internacionales.

Advirtió, que estos grupos de derecha tienen un particular ataque a Cuba por lo que, dijo, nos reservan momentos de especial preocupación y de especial militancia.

Subrayó que es el momento de la unidad, de perseguirla y de continuar la idea del estratega Fidel Castro, a quien calificó de fuerza poderosa del pensamiento latinoamericano.

El historiador resaltó que por ese motivo surgió la Agencia Latinoamericana Prensa Latina, ‘de la agudeza política de Fidel, de la voluntad del Che (Ernesto Guevara), y lo prueban hoy en cada manifestación en los rincones más distantes del mundo’, añadió.Destacó, asimismo, la participación en la creación de Prensa Latina del periodista argentino Jorge Ricardo Masetti, y sus publicaciones en defensa del proyecto social cubano.

Operación Verdad: aniversario 60

Desde las primeras intervenciones que Fidel Castro realizó tras producirse la victoria de la Revolución definió la gran significación que le atribuyera a la presencia y labor del pueblo para garantizar el desarrollo y defensa del proceso revolucionario.

En Santiago de Cuba, el primero de enero de 1959, detalló al dialogar con los habitantes en el Parque Céspedes de esa oriental ciudad: “Tengo la satisfacción de haber creído profundamente en el pueblo de Cuba y de haberles inculcado esa fe a mis compañeros. Esa fe, que más que una fe es una seguridad completa en todos nuestros hombres.

Varios días después, el 8 de enero, en el acto que se efectuó en el entonces Campamento Militar de Columbia donde culminó el transitar de la Caravana de la Libertad desde Santiago de Cuba hasta La Habana, Fidel también expuso: “Por mi parte les digo que lo primero que haré siempre es llamar al pueblo, porque hablándole al pueblo nos podemos ahorrar sufrimientos y sangre.

Consecuente con lo que había proclamado en el transcurso del propio mes inicial del proceso revolucionario cubano el pueblo de La Habana, en representación simbólica del resto de la población del país, resultó convocado para una gran concentración popular que tuvo lugar el 21 de enero de 1959 frente a la terraza norte del entonces Palacio Presidencial para dar respuesta cabal a la campaña difamatoria que agencias y medios de prensa de los Estados Unidos de América realizaban contra la naciente Revolución Cubana.

Durante los años de la dictadura batistiana integrantes del ejército y otros agentes al servicio del régimen había cometido diversos asesinatos contra jóvenes revolucionarios y también contra campesinos que habitaban las zonas montañosas y otros sectores de la población.

No obstante a que era evidente que en el pueblo había un gran dolor por los crímenes y la represión en general que se había desatado durante la dictadura batistiana, al producirse el triunfo popular no se produjo lo que pudiera calificarse un ajuste de cuenta arbitrario contra esos elementos ni siquiera el saqueo de viviendas y otras propiedades.

El pueblo confió en que serían detenidos, juzgados y que se les aplicaría la condena correspondiente a los que habían sido los ejecutores directos y aquellos que también habían ordenado la realización de los asesinatos.

Se crearon en Cuba, los Tribunales Revolucionarios donde resultaban juzgados los criminales de guerra. En esos juicios participaron tanto los familiares como otros testigos que acusaban de modo directo con pruebas irrefutables a oficiales, soldados y policías de la tiranía que habían llevado a cabo los asesinatos.

No obstante, como parte de la campaña difamatoria que de inmediato se lanzó al mundo se pretendía hacer creer que en Cuba había un baño de sangre, y que se condenaba a la pena máxima a acusados sin garantías plenas.

Ya cuando visitó el 17 de enero de 1959 las ciudades de Artemisa y Pínar del Río, respectivamente, Fidel se había referido a dicha campaña. En Artemisa señaló al respecto:

“Se quiere aislar a la Revolución Cubana. Se ha lanzado contra ella una campaña de descrédito internacional. Los eternos enemigos de nuestras libertades, los intereses que se oponen a la justicia porque saben que es un despertar de la conciencia de todos los pueblos de América Latina, quieren destruir nuestra Revolución.”
Y en Pínar del Río igualmente precisó: “Quizás una de las injusticias más grandes que se quiera cometer contra un pueblo, quizás una de las canalladas más grandes que se quiera cometer contra una nación, quizás una de las calumnias más repugnantes que jamás se haya lanzado contra una congregación humana, contra una idea justa, contra una causa honrada, es la que en estos instantes se trata de lanzar en el mundo contra el pueblo, contra la nación y contra la Revolución Cubana.”

En esa intervención realizada en la ciudad pinareña Fidel anunció que se convocaba al pueblo habanero a un gran acto de masas para dar respuesta a esa agresión. Y fue así como cuatro días después La Habana se estremeció de fervor revolucionario con la participación de centenares de miles de cubanos en la concentración popular.

Fidel entonces expresó: “Compatriotas: Es posible que nuestros
combatientes hayan temblado hoy ante esta multitud, como no temblaron jamás frente a las balas enemigas. Aún para nosotros, que tenemos una fe extraordinaria en nuestro pueblo, esta concentración ha superado todos nuestros cálculos. Se dice por los que acaban de llegar que la multitud se extiende desde el Malecón hasta el Parque de la Fraternidad.

Más adelante Fidel expuso:

“Yo comprendo que el mejor discurso en la tarde de hoy es la presencia de ustedes, yo comprendo que nada puede hablar tan elocuentemente al cuerpo diplomático y a los 380 periodistas que han venido de todo el Continente como la presencia de ustedes. No es una victoria por las armas; no se ha disparado un solo tiro, es una victoria mucho más hermosa, es una victoria de la razón, es una victoria de la justicia, es una victoria de la moral.”
También manifestó que los que creyeron que, a través del monopolio de los cables internacionales, los que creyeron que sembrando mentiras y calumnias por doquier iban a debilitar a la Revolución, iban a despistar al pueblo cubano para después lanzarse sobre él cuando lo encontrasen débil, se equivocaron; porque la Revolución está hoy más firme y está hoy más fuerte que nunca.

Y aseguró: “En vez de debilitarla, la han fortalecido. Y es que la Revolución no se acobarda frente a la amenaza, la Revolución no se debilita frente al ataque, sino que se crece, que se hace más fuerte, porque ésta es la Revolución de un pueblo valiente y peleador.”

Tras enfatizar que él no tenía que rendirle cuentas a ningún congresista de los Estados Unidos ni a ningún gobierno extranjero, dijo: “Yo le rindo cuentas a los pueblos, yo le rindo cuentas en primer lugar a mi pueblo, al pueblo cubano, y en segundo lugar, a todos los demás pueblos de América.”

También manifestó que los que creyeron que, a través del monopolio de los cables internacionales, los que creyeron que sembrando mentiras y calumnias por doquier iban a debilitar a la Revolución, iban a despistar al pueblo cubano para después lanzarse sobre él cuando lo encontrasen débil, se equivocaron; porque la Revolución está hoy más firme y está hoy más fuerte que nunca.

Y aseguró: “En vez de debilitarla, la han fortalecido. Y es que la Revolución no se acobarda frente a la amenaza, la Revolución no se debilita frente al ataque, sino que se crece, que se hace más fuerte, porque ésta es la Revolución de un pueblo valiente y peleador.”

Tras enfatizar que él no tenía que rendirle cuentas a ningún congresista de los Estados Unidos ni a ningún gobierno extranjero, dijo: “Yo le rindo cuentas a los pueblos, yo le rindo cuentas en primer lugar a mi pueblo, al pueblo cubano, y en segundo lugar, a todos los demás pueblos de América.”

Tomado de Radio Rebelde