Entregan nuevas viviendas a familias en la Habana


Luis Antonio Torres Iribar y Reinaldo García Zapata, integrantes del Comité Central del Partido Comunista de Cuba (PCC), y presidente y vicepresidente del Consejo de Defensa Provincial de la Habana respectivamente, asistieron a la entrega de las viviendas cumpliéndose con el protocolo de las medidas sanitarias de enfrentamiento a la COVID-19.

Alrededor de 18 familias en la Habana, fueron beneficiadas con la entrega de confortables viviendas en la   comunidad Estrella Roja, en el municipio capitalino La Lisa.

Luis Antonio Torres Iribar y Reinaldo García Zapata, integrantes del Comité Central del Partido Comunista de Cuba (PCC), y presidente y vicepresidente del Consejo de Defensa Provincial de la Habana respectivamente, asistieron a la entrega de las viviendas cumpliéndose con el protocolo de las medidas sanitarias de enfrentamiento a la COVID-19.

Las familias beneficiadas residían en la comunidad de transito Cruz de Piedra, en la localidad de la Lisa.  Torrez Iribar y García Zapata recorrieron el lugar, donde pudieron constatar en las viviendas la calidad de su construcción, así como intercambiaron con los vecinos.

 


Torrez Iribar y García Zapata recorrieron el lugar, donde pudieron constatar en las viviendas la calidad de su construcción, así como intercambiaron con los vecinos.

El presidente del Consejo de Defensa Provincial de la capital destaco el esfuerzo que se realiza por resolver el déficit habitacional acumulados en el tiempo en la ciudad, y que impactan en negativo en el ámbito social y económico, donde enfatizo que el   espíritu humanista de la Revolución prevalece por encima de todo, con la premisa de que nadie quedara desamparado.


Alrededor de 18 familias en la Habana, fueron beneficiadas con la entrega de confortables viviendas en la   comunidad Estrella Roja, en el municipio capitalino La Lisa.

Un programa de transformaciones de las comunidades de tránsito en decorosas viviendas, en beneficio a los miles de familias que llevan albergadas varios años, comenzó a ejecutarse precisamente después que un tornado afectara a varios municipios habaneros el 27 de enero de 2019.


La entrega de las viviendas se realizo cumpliéndose con el protocolo de las medidas sanitarias de enfrentamiento a la COVID-19.

Cuba entra al tercer año de la Política Nacional de la Vivienda, es una ambiciosa pero realizable meta si se hacen las cosas como se deben, que han de permitir resolver en una década los déficits habitacionales acumulados. Donde en primer bienio, los resultados son loables.


Torrez Iribar y García Zapata recorrieron el lugar, donde pudieron constatar en las viviendas la calidad de su construcción

Luis Antonio Torres Iribar y Reinaldo García Zapata, integrantes del Comité Central del Partido Comunista de Cuba y Presidente y Vicepresidente del Consejo de Defensa Provincial de la Habana respectivamente, asistieron a la entrega de las viviendas en la comunidad Estrellla roja, del municipio La Lisa

Otorga LA CTC bandera de Proeza Laboral al CENTRO DE HIGIENE, EPIDEMIOLOGÍA Y MICROBIOLOGÍA de La Habana

Foto: Tomado del perfil de Facebook de Roler Yetra

Con la presencia de Luis Antonio Torres Iríbar, presidente del Consejo de Defensa Provincial (CDP) de La Habana, y Reinaldo García Zapata, vicepresidente de ese órgano ambos integrantes del Comité Central del Partido Comunista de Cuba , fue entregada , la bandera de Proeza Laboral a trabajadores del Centro Provincial de Higiene, Epidemiología y Microbiología, ubicado en el capitalino municipio de Marianao, alta distinción que otorga la Central de Trabajadores de Cuba (CTC).

Foto: Tomado del perfil de Facebook de Roler Yetra

Diana Padilla Zoto, miembro del secretariado del sindicato provincial de la Salud, fue la encargada de dar lectura a la resolución que acredita el sello al humanismo, la sensibilidad y solidaridad, otorgado a este centro.

Asimismo, la doctora Laura Margarita Socas Ravelo, secretaria general del sindicato municipal de los trabajadores de la Salud, hizo entrega de la distinción Manuel “Piti” Fajardo a seis de los trabajadores que integran el colectivo de dicha institución, y expresó: “con su ejemplar conducta, dedicación, profesionalidad, ética, responsabilidad y seriedad en su trabajo, son merecedores del reconocimiento”.

Foto: Tomado del perfil de Facebook de Roler Yetra

Como colofón de este acto solemne, y en nombre del pueblo de Cuba y la capital, Torres Iríbar destacó: “Vamos a cumplir un año de pandemia y un año, en el que, de manera inalterable, sistemática, y revolucionaria, esta institución, ha cumplido con el mandato que la Patria le ha dado, y por eso, creo que el reconocimiento, las felicitaciones, los besos y los abrazos espirituales, son pocos para lo que merecen”.

(Con información de Habana Noticiario, Canal Habana)

Los mismos de siempre

Quienes llaman desde Estados Unidos a un levantamiento popular en Cuba, por medio de las redes sociales, cumplen un mandato, abonado por los que hoy alimentan aquellos horrores del viejo fascismo, y que siguen, como mansos bueyes, instrucciones de muerte contra sus hermanos

Foto: Archivo de Granma

En días en que se desenmascaran actos contra la Patria, y seres sin escrúpulo, capaces de ponerse un precio, consuman hechos que causan vergüenza, cobran actualidad aquellos versos de Félix Pita Rodríguez, que parecieran firmarse hoy, aun cuando se escribieran hace varias décadas:

Son ellos, son los mismos de ayer, / los de Oswiecim, de Buchenwald, de Lídice, / de Teresin, de Maidaneck, / son ellos, / son los mismos de ayer.  Tienen registros de la muerte / inventarios de muerte / catálogos de muerte y almacenes / depósitos de muerte / El hueso, las cenizas, los tizones los residuos quemados son sus trofeos / son sus estandartes.

Desde contemporáneas escenas, el poeta etiquetaba a ciertos autores de crímenes, similares a aquellos que, bajo las banderas del fascismo, fueron ejecutores de atrocidades, como lo son siempre los mercenarios, a su vez pagados por otros que no escatiman vilezas para engordar sus bolsillos.

Si bien el mundo vive en perpetuo cambio, hay esencias perdurables. Como no cambiará jamás la condición antimperialista de la Revolución Cubana, porque su raíz es antítesis del despotismo y la deshumanización, tampoco lo hará la raíz imperial, que nada limpio amasa en sus tentáculos. 

Quienes llaman desde Estados Unidos a un levantamiento popular en Cuba, por medio de las redes sociales, cumplen un mandato, abonado por los que hoy alimentan aquellos horrores del viejo fascismo, y que siguen, como mansos bueyes, instrucciones de muerte contra sus hermanos.

Impresionado ante la desfachatez, aunque nunca ingenuo, el pueblo cubano ve hoy a ciertos coterráneos confesar miserias. Se estremece el ánimo y cuesta oír a algún asalariado que busca arriesgar, con sus actos, la tranquilidad de un país incapaz de ruindades.

De esas bravuconerías lanzadas desde lejos sabe bien Cuba, que por décadas se erige, procurando el bien de los suyos, con la soga imperialista lanzada al cuello, y a pesar de ello, respirando.

En forma de ataques bacteriológicos, difamaciones, listados descocados, manipulación mediática, actos terroristas y medidas extremas, han estado siempre cerca los mismos de siempre, donde encajan, como mano en guante, los que hoy procuran dividir y desestabilizar la sociedad cubana. Por tanto, la aversión y el odio no nos son desconocidos.

Tampoco lo son –sobran los ejemplos en la historia mayor, y en la que escriben hoy hombres simples que batallan y edifican– las posturas robustas que ponen en alto el nombre de esta tierra. Baste recordar la asumida por el Comandante en Jefe de la Revolución, cuando las recias medidas contra la Isla, anunciadas por la administración estadounidense de George W. Bush, buscaron en el pueblo cubano, como lo hacen hoy, el desánimo y la rendición.

En memorables palabras, Fidel le notificaba al mentor de turno del imperio que las ideas justas y realmente humanas a lo largo de la historia han demostrado ser mucho más poderosas que la fuerza, y que, para destruir a Cuba, del modo en que lo fantaseaban, darían órdenes precisas a quienes estaban para cumplirlas, porque, en el combate de los ejércitos, el mandatario no pisaría el escenario.

A varias verdades aludió Fidel entonces. Y habló de los horrores del mundo, de la irresponsabilidad del gobierno estadounidense, del poco ánimo de repensar las consecuencias de sus políticas, el ningún interés por la vida de los seres humanos, el manicomio en que se había convertido la política mundial.

Desde entonces, incluso antes, ya se etiquetaba el sistema económico y político de Cuba con el nombre de tiranía, una «tiranía» que puso en los más altos niveles los conocimientos y la cultura, la que redujo la mortalidad infantil a un índice menor que el de la potencia imperial.

De esto y más hablaba Fidel en aquellas palabras que guarda en su corazón el mismo pueblo que lo vio ser el primero en defender a Cuba, cuando fue atacada por los mercenarios en Playa Girón; o el que, en pleno periodo especial, fue en persona, sin más defensa que su chaleco moral, a confrontar los disturbios que habían tenido lugar, por grupos vandálicos, en La Habana.

Corto y vehemente, el texto cierra con una certeza que nadie pondría en duda: ningún cubano, con Fidel al frente, vería jamás el rostro de los que empujan a matar. «Solo lamento que no podría siquiera verle la cara, porque en ese caso usted estaría a miles de kilómetros de distancia, y yo estaré en la primera línea, para morir combatiendo en defensa de mi patria».

Ninguno de los cubanos que defendemos hoy la paz de nuestro país,  ninguno de los que ocuparemos, si es preciso, el frente, veremos el rostro de los que hoy piden sangre para Cuba, de los que piden muerte para «devolvernos» una dicha que no tienen ni ellos mismos. Así es como actúan los mismos de siempre.

(Granma)

La Habana se encuentra en Momento de lucha y de trabajo ante la COVID-19

Estamos en un momento de lucha y de trabajo ante la COVID-19, dijo Luis Antonio Torres Iríbar integrante del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, y presidente del Consejo de Defensa Provincial (CDP) de La Habana, al iniciar la reunión de este jueves.

Estamos en un momento de lucha y de trabajo ante la COVID-19, dijo Luis Antonio Torres Iríbar, miembro del Comité Central del Partido Comunista de Cuba (PCC)y presidente del Consejo de Defensa Provincial (CDP) de La Habana, al iniciar la reunión de ese órgano este jueves.

El dirigente resaltó el esfuerzo del personal médico, paramédico, varios especialistas, expertos, la Policía y el pueblo en esta contienda, en la cual Cuba marca una diferencia con el resto del mundo, por la manera en que enfrenta la pandemia.

De manera particular resaltó la labor de los trabajadores del Centro Provincial de Higiene, Epidemiología y Microbiología, a los cuales entregaron hoy varios estímulos, entre ellos la Bandera Proeza Labora.

Según el reporte del periodista Ricardo Gómez ,,publicado en el periódico Tribuna de la Habana ,Iribar

además significó cómo muchas personas hoy repudian en redes sociales canciones contrarrevolucionarias creadas por artistas que vendieron su alma al imperio y viven al amparo de él. Convocó a seguir saliendo al combate ante los enemigos, bajo la consigna de Patria o Muerte y la convicción de que Venceremos, porque la única manera de vencer, es luchando.

En la reunión del CDP se analizaron las inquietudes de la ciudadanía, de las cuales muchas estuvieron relacionadas con denuncias por violaciones de normas de bioseguridad.

En el chequeo de acuerdos, debatieron la situación del municipio de Diez de Octubre, que rindió cuentas ante el CDP, para evaluar deficiencias en visitas realizadas al territorio por parte del Grupo de Trabajo Ideológico y el Centro de Higiene.

La doctora Yadira Nodarse.Subdirectora Provincial de Salud en la Habana y y Directora Provincial del Centro de Higiene y Epidemiologia Foto: Ricardo Gómez

Los principales señalamientos estuvieron relacionados con la entrega tardía de los resultados de los PCR y el rigor en las medidas aplicadas en controles de foco y el cierre en el tiempo preciso de esas áreas.

En Diez de Octubre se incrementaron las pesquisas en el entorno de los controles de foco, se aíslan a los contactos de casos confirmados, aumenta la desinfección de viviendas y reforzaron con personal de Educación el trabajo de entrega de PCR a quienes se les realizan las pruebas.

 

Calzada de Diez de Octubre. Foto: Tomada de Cubadebate

Reinaldo García Zapata, integrante del Comité Central del PCC  y vicepresidente del CDP, instó a las autoridades del municipio más poblado de la capital a ser exigentes en la vigilancia epidemiológica, insistir en agilizar la entrega del resultado de las muestras en el tiempo indicado y actuar de manera más rápida cuando se decida abrir un control de foco.

Al debatir sobre los casos graves y los fallecidos, Torres Iríbar insistió en cumplir estrictamente los plazos en el protocolo médico de atención y definir en qué lugar es mejor tratar a cada paciente de acuerdo con su padecimiento.

Recordó que la Salud es una conquista de la Revolución y es también una de las esencias del sistema defendido por el pueblo, gracias a sus evidentes logros.

Pidió ser más rigurosos al exigir cumplir su cometido a los recursos humanos, porque en el Socialismo ser médico es una actitud y tiene mucho que ver con los valores de esa persona.

El 17 de febrero, luego de procesar 7 270 muestras, confirmaron 461 positivas. De ellas 458 contactos de casos positivos y tres viajeros detectados durante la vigilancia al arribo.

Existen 1 253 controles de foco en la ciudad, de los cuales abrieron 189 en el día y cerraron 251. La situación más compleja la tiene el municipio de Centro Habana.

Hay ocho eventos activos en la capital. Ellos son: Especial Almendares, de Plaza de la Revolución; el de la calle Reina, de Centro Habana; Constructores dos, de Guanabacoa y el de El Cano, en La Lisa. Se unen el de Tabacuba, en Marianao; el de Belén, en La Habana Vieja y dos en el Cerro: el de Ayestarán y el del Latino.

En la jornada se reportan 25 trabajadores de Salud confirmados. 

En el día egresaron 683 pacientes de los hospitales y permanecen en ellos 3 313. En las salas de terapia intensiva hay 44 personas, de ellas 13 en estado crítico y 31 graves.

Pese a los esfuerzos del sistema de Salud hubo cuatro fallecidos.

Vinculan a la CIA con supuestos ataques acústicos en Cuba

General de división (retirado) Fabián Escalante, quien fuera Jefe de la Seguridad del Estado de Cuba durante años

Los supuestos ataques sónicos contra diplomáticos de Estados Unidos en Cuba constituyeron un pretexto con la participación de la CIA para obstruir las relaciones con la isla, aseguró hoy el general de división (retirado) Fabián Escalante.

‘No se puede encontrar lo que no existe, esos ataques fueron una operación de la Agencia Central de Inteligencia (CIA) estadounidense’, agregó el también estudioso sobre asuntos de la Seguridad del Estado en entrevista exclusiva con Prensa Latina.

De acuerdo con el analista, el denominado Síndrome de La Habana respondió a la pretensión del Gobierno del expresidente Donald Trump (2017-2021) para terminar con los vínculos entre ambos países y asfixiar a la nación caribeña.

La administración del magnate quería un pretexto para romper los nexos con La Habana y justificar las más de 200 medidas adoptadas contra el país durante su mandato, denunció.

‘¿Cómo emitir una onda radial que afecte a unos sí y a otros no?’, cuestionó el experto al referirse a los incidentes descritos por los diplomáticos.

Así lo confirma, además, un informe del Departamento de Estado norteamericano, desclasificado recientemente, que ratifica la falta de pruebas para vincular a Cuba con los misteriosos problemas de salud que afectaron a los funcionarios estadounidenses.

El texto sugiere que la orden de Trump para desmantelar la embajada de La Habana a principios de 2018, como reacción a los ‘ataques sónicos’ fue una ‘respuesta política plagada de mala gestión, falta de coordinación e incumplimiento de procedimientos’.

‘El mecanismo de la causa de las lesiones es actualmente desconocido. Desconocemos el motivo de estos incidentes, cuándo comenzaron realmente, o quién lo hizo’, señala el documento redactado en 2018, luego de cuatro meses de trabajo.

La desclasificación de este informe apunta a un momento de cambio en la política de Estados Unidos hacia Cuba con la llegada al poder del demócrata Joe Biden, adelantó Escalante.

Sin embargo, para el investigador las transformaciones desde la nueva administración no serán drásticas en cuanto a sus objetivos.

‘Los mecanismos de gobierno en la sociedad norteamericana no son tan simples como parecen y ellos tampoco están interesados en ello’, adelantó.

La administración de Biden tratará de hacer algunas liberaciones con temas como las remesas y la regularidad de los vuelos, reactivar los consulados y embajadas en ambos países, así como restablecer algunos convenios como el de la lucha contra el narcotráfico, dijo.

A la par, pretenden utilizar eso para transmitir expectativas como parte de la acostumbrada guerra sicológica contra la isla, señaló.

Emplean el empoderamiento de la pequeña empresa privada para generar un supuesto mejoramiento económico en el país, cuando en realidad anhelan destruir el modelo social cubano.

Su objetivo es acabar con el Gobierno revolucionario, aprovechar esta época y las nuevas generaciones para confundir y tratar de lograr lo que antes no lograron, añadió.

‘No se trata solo de resolver el problema histórico de dominación con Cuba, se trata de mostrarle a América Latina y el mundo que eso es posible’, concluyó. (PL)