Archivo de la etiqueta: Proyecto de Constitucion

Respaldo Obrero a Proyecto de Constitución en Cuba

2018-09-07 17:46:34 / web@radiorebelde.icrt.cu / Carlos Serpa Maceira

Respaldo Obrero a Proyecto de Constitución
En el Ministerio de la Agricultura sus trabajadores realizaron la consulta popular sobre el proyecto de Constitución de la República de Cuba.

Noelvis Guerra de la Dirección Jurídica pidió que al artículo 25 párrafo 103 de los Fundamentos Político se adicione incluir la palabra bienes en la producción de servicios.

También el artículo 30 referido a la expropiación de bienes recibió la adicción la frase considerando los intereses y las necesidades económicas y sociales del expropiado a la de reconocer como va a ser la debida indemnización para el ciudadano que es expropiado.

Respaldo Obrero a Proyecto de Constitución

Al debate de consulta del proyecto de Constitución efectuado este viernes en el Ministerio de la Agricultura asistieron José Ramón Monteagudo Ruiz, integrante del Secretariado del Comité Central del Partido Comunista de Cuba (PCC), Santiago Castellanos Pérez, Jefe del Departamento Agroalimentario del Comité Central del PCC y Gustavo Rodríguez Rollero, Ministro de la Agricultura.

En el título IV Derechos Deberes y Garantías los trabajadores le realizaron adicción al artículo 48 párrafo 158 referido a que desde el instante que un ciudadano sea detenido reciba los servicios jurídicos y que es inocente hasta tanto no se pruebe.

En pleno ejercicio de democracia participativa fue sometido a consulta popular el proyecto de Constitución donde las sesiones sindicales del Ministerio de la Agricultura patentizaron su respaldo incondicional.

Respaldo Obrero a Proyecto de Constitución

A más de 20 días de iniciado los debates los análisis acerca del documento aprobado por la Asamblea Nacional del Poder Popular se tornan intensos en colectivos laborales unidades militares y en el barrio.

La consulta popular iniciada en el país el pasado 13 de Agosto aniversario 92 del natalicio del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz concluirá el 15 de noviembre.

Después de este proceso el documento regresara para el análisis final al Parlamento Cubano.

Frustrado intento de sabotaje del acto en Miami de la Alianza Martiana sobre discusión del proyecto de la constitución de la República de Cuba

Miami.-  La Reunión Extraordinaria de la Alianza Martiana, coalición de organizaciones de la emigración cubana en Miami, con el propósito de llevar a cabo la discusión entre sus miembros del proyecto de Constitución de la República de Cuba se logró exitosamente en la tarde del domingo 26 de agosto pasado, a pesar de un intento circense, más bien ridículo, de un grupo de ocho frustrados auto titulados “exilados cubanos” cuyo evidente pre-concebido propósito era impedir que ésta se realizara.

 No lo lograron.

Después que los “exilados” siete enanitos y su blanca nieves  terminaron de grabar su show, nada menos que con su teléfono con extensión telescópica y todo, y de hacerles nosotros saber que la policía estaba en camino, porque “estos luchadores por la libertad” habían interrumpido sin invitación una reunión privada,  en una propiedad privada, con fines desconocidos, nada menos que aquí en Miami, capital del terrorismo, se fueron retirando, bajo protesta, claro, pero retirándose… más rápido que despacio, hacia la puerta de nuestro local.

 Su buen dinerito tienen que haber ganado por su “puesta de escena”; para eso también están los millones de dólares presupuestados por la Administración de Trump, instada por la extrema derecha cubana “exilada”, en Miami, parientes de estos otros “exilados cubanos”, en sus sucias e ilegales actividades y campañas en contra de Cuba, y en contra de todos aquellos que aquí y en todas partes del mundo defienden los derechos del pueblo cubano a vivir y desarrollarse en paz.  A menos de media hora de ocurrido este show ya se podía ver la grabación hecha por la blanca nieves exilada en ciertas  redes sociales…  Nada menos que desde La Habana la prima de una de nuestras miembros presentes en la reunión lo enviaba y esta lo recibía en su celular vía internet…

Entonces… después del incidente,  más de medio centenar de los miembros de las organizaciones de la emigración que integran la coalición Alianza Martiana: la Brigada Antonio Maceo, la Alianza Martiana –como organización individual-, la Asociación Cultural José Martí, la ATC, la Asociación de Mujeres en Defensa de la Familia y el Círculo Bolivariano de Miami, por casi dos horas se dieron a la tarea de comenzar el estudio del Proyecto de Constitución. Este será el primero de un ciclo de reuniones de estudios sobre el Proyecto.

 Max Lesnik, director de Radio Miami y dirigente de la Alianza Martiana, habló sobre la Asamblea Constituyente de 1940, en parte explicando el estado de rebeldía nacional durante esa convulsa década que finalmente logró esa Asamblea y esa Constitución; como también recordó haber asistido cuando apenas tenía diez años de edad, a un número de reuniones, en el hemiciclo de la Cámara de Representantes del Capitolio de La Habana, donde  sesionaba la Constituyente, en compañía de su tío materno, revolucionario de los Años Treinta. Nos lo relató, según nos explicó, en primer lugar, para que no se perdiera la memoria histórica nacional, y en segundo lugar para que pudiéramos mejor comparar el proceso constituyente de aquel momento y el actual donde no sólo la Asamblea Nacional y el Partido Comunista de Cuba participa sino todo el pueblo si así quisiera.

 Andrés Gómez, Coordinador Nacional de la Brigada Antonio Maceo, dirigió esta primera reunión de estudios. Se hicieron observaciones sobre varios artículos del Proyecto de Constitución, como el que trata sobre el matrimonio; el que trata sobre la edad máxima que se le exige a un Presidente de la República para poder aspirar a ese cargo; el que se refiere al nuevo concepto de ciudadanía , el de ¨ciudadanía efectiva¨ que permite a un ciudadano cubano tener más de una ciudadanía; a los que se refieren a las nuevas formas de propiedad; como a los muchos que se refieren a lo relacionado con las nuevas estructuras del Estado.

 En fin fue una reunión muy satisfactoria, que sin duda logró los propósitos para la cual fue convocada, y además nuevamente volvió a demostrar el temple de valentía y patriotismo de nuestros miembros.//

Consejo de la Administración Municipal de la Lisa realiza discusión del Proyecto de Reforma Constitucional.

El actual de bate del  Proyecto de Reforma Constitucional  en Cuba llego hasta el Consejo de la Administración Municipal del capitalino municipio La Lisa. Hoy día cada cubano o cubana dedican  minutos a la discusión del Proyecto de Constitución.

De esta forma encontramos opiniones y conclusiones disimiles que conducen siempre al desarrollo de una cultura de debate.

Los trabajadores del Consejo de la Administración Municipal de La Lis patentizaron su respaldo incondicional capítulo 1 Fundamentos Políticos que en su artículo 5  destaca al Partido Comunista de Cuba, como único, martiano, fidelista y marxista-leninista, vanguardia organizada de la nación cubana, sustentado en su carácter democrático y la permanente vinculación con el pueblo, siendo la fuerza dirigente superior de la sociedad y el Estado.

Igualmente los  trabajadores, cuadros y dirigentes  del Gobierno en sus intervenciones reiteraron la irrevocabilidad del socialismo en Cuba.

José  Castañeda, destaco la importancia lo vital de la discusión popular del Proyecto constitucional. Desde el 13 de agosto hasta el 15 de noviembre será valorado por el pueblo cubano la   Reforma Constitucional en reuniones en centros laborales, estudiantiles, unidades militares y en el barrio, para que se exponga ideas y criterios  sobre el texto ya analizado y aprobado por los diputados en el seno de la Asamblea Nacional del Poder Popular.

Cada cubano  incluyendo los que tienen residencia en el exterior podrá expresar libremente sus opiniones y contribuiré a alcanzar un texto constitucional que refleje el hoy y el futuro del país.

Papel del Partido Comunista en proyecto de nueva Constitución cubana

Escrito por Prensa Latina

 
 
 

Papel del Partido Comunista en proyecto de nueva Constitución cubana

 

El proyecto de nueva Constitución ratifica el papel rector del Partido Comunista de Cuba como pilar fundamental de la unidad y del orden político, económico y social.

En su artículo 5, el texto sometido del 13 de agosto al 15 de noviembre a una consulta popular establece que ‘El Partido Comunista de Cuba, único, martiano, fidelista y marxista-leninista, vanguardia organizada de la nación cubana, sustentado en su carácter democrático y la permanente vinculación con el pueblo, es la fuerza dirigente superior de la sociedad y del Estado’.

La inmensa mayoría de los habitantes de la mayor de las Antillas asume y respalda este concepto, que también es objeto de análisis y debate por estos días, en los cuales en centros de trabajo y estudio, así como en la comunidad, se expresan con libertad opiniones y propuestas en torno al proyecto de nueva carta magna.

Para algunos, el papel rector debería limitarse a lo político, mientras otros -con buenas intenciones o no- apelan a un pluripartidismo que la isla vivió antes de la revolución del 1 de enero de 1959.

‘La gente tiene derecho a plantear lo que piensa de la Constitución, para eso es la consulta, pero quienes vivimos esa época de politiquería, corrupción, individualismo y promesas incumplidas para el pueblo que sufría, nos resulta difícil hablar del regreso a tal escenario’, comentó a Prensa Latina Manuel Rodríguez, un jubilado de 77 años.

Por su parte, la estudiante Gabriela González advirtió que cualquier análisis sobre el ordenamiento político, económico y social de Cuba debe tener en cuenta el cerco que vive el país desde el propio triunfo revolucionario, con el bloqueo de Estados Unidos como el componente más conocido y repudiado.

El desarrollo del país, el bienestar de sus habitantes y la tranquilidad ciudadana no son hijos del pluripartidismo, así solo lo ven quienes pretenden engañarnos y enamorarnos con cantos de sirena para dividir y destruir, precisó.

De acuerdo con la vicepresidenta de la Asamblea Nacional del Poder Popular, Ana María Mari Machado, el Partido Comunista de Cuba es garante de la construcción de la patria socialista a la que se aspira en la nación caribeña.

Según declaraciones a la emisora Radio Reloj publicadas por el portal digital de la Asamblea Nacional, la integrante de la comisión parlamentaria encargada de redactar el proyecto de nueva Constitución afirmó que ‘más de un partido desune y rompe la integridad de todos’.

‘Nuestro partido no es electoral, sino representa la vanguardia del pueblo y no está por encima de éste, es símbolo de su unidad, y en él se agrupa lo mejor de las masas’, señaló Mari Machado.

A propósito del tema y de la celebración la víspera del cumpleaños 92 del líder histórico de la Revolución cubana, Fidel Castro (1926-2016), muchos recuerdan la vigencia de sus palabras cuando expresó: ‘El partido es hoy el alma de la revolución’.

También se resalta que el Partido Comunista es continuador del Partido Revolucionario Cubano fundado por José Martí en 1892 para alcanzar la independencia de la isla y crear una república con todos y para el bien de todos.

Opositores cubanos, un fraude made in USA.

 

Por Arthur González.

¿A quién se le puede dar más credibilidad, a una llamada “oposición” fabricada, entrenada y financiada por el Gobierno de Estados Unidos para deformar la realidad de Cuba, o al pueblo cubano que lleva 60 años de victorias, a pesar de soportar la guerra económica, financiera y mediática más larga y cruel de la historia moderna?

No hay lugar a dudas, la verdad se abre sola su camino y esa llamada “oposición” solo ha tenido fracasos por ser falsa y sin apoyo popular. Nunca ha podido sumar a la juventud cubana y cada vez es más minimalista porque el dinero procedente de Washington ha disminuido notablemente.

La realidad se impone.

¿Dónde se reúne esa llamada “oposición”? En Miami, por supuesto, ciudad en la que cuentan con el respaldo mediático de la prensa oficialista, incluida las televisoras que viven de inventar historias macabras contra Cuba, y lugar propicio para engañar a los antiguos testaferros de la tiranía de Fulgencio Batista y algunos burgueses que abandonaron sus propiedades en la Isla, quienes aún sueñan en que la Revolución de Fidel Castro no resistirá las medidas tomadas por Estados Unidos.

Ahora ante la aplastante realidad de la discusión popular del Proyecto de la nueva Constitución de Cuba, demostrándole al mundo lo que es realmente una democracia participativa, comienzan los alaridos de los que nunca han podido derrocar el socialismo.

No hay ejemplos similares en el mundo de la discusión de una reforma constitucional a nivel de cada barrio, centros de trabajos, universidades y granjas agrícolas, lo que deja sin argumentos a esos asalariados que acusan a la Revolución de “totalitaria y anti democrática”. En Estados Unidos ni soñando hacen algo similar.

Para intentar idílicamente manchar la imagen de Cuba, emplean palabras preconcebidas y huecas como “fraude”, “trampa”, “ilegítimo” para calificar el proceso de consultas populares, algo que en la mayoría de los países del “mundo libre” nunca se ha ejecutado, porque las leyes las aprueban un grupo de personas sin tener en cuenta los criterios del pueblo.

¿Acaso Donald Trump analizó con los ciudadanos su proyecto de culminar la construcción del muro en la frontera con México? ¿O su decisión de separar a los niños de sus padres en la frontera y enviarlos sin acompañantes a centros de reclusión?

Cuba es soberana y siempre consulta con el pueblo las medidas trascendentales de sus asuntos principales.

En vez de berrear ante la discusión del proyecto constitucional cubano, algunos cubanos residentes en EE.UU., deberían preocuparse por los graves problemas que subsisten en esa sociedad, como el racismo, la explotación de los trabajadores que cobran salarios miserables por ser latinos, la discriminación de la mujer, los gastos para hacer guerras imperiales innecesarias y armamentos sofisticados, en vez de aprobar un sistema de salud gratuito como el que tiene la Cuba socialista, la venta de armas sin límites, o denunciar los abusos sexuales que comenten sacerdotes y obispos norteamericanos con niños.

El proyecto del texto constitucional abarca a toda la sociedad cubana y por ser aun perfectible, se le consultará al pueblo para que cada cual exprese abiertamente sus ideas, pero siempre se mantendrá el sistema socialista que acabó con el pasado oprobioso en que hundieron la república, los que salieron huyendo a refugiarse donde gobiernan los verdaderos responsables de las desigualdades sociales, económicas, de raza y sexo, del hambre, la miseria, el analfabetismo y la explotación de obreros y campesinos.

Ante una realidad aplastante, un puñado de asalariados desde Miami forman su acostumbrada alharaca, entre ellos Rosa María Paya, la que cambió sus sentimientos por una visa de refugiada política y vive a costa de la muerte del padre fallecido en un accidente de tránsito, el infecundo proyecto Estado de Sats, creado por la CIA en el 2007 sin logro alguno ni seguidores, o el inmoral  Orlando Pardo Lazo, quien sin valores patrióticos se masturbó encima de la bandera cubana y se dice comparte el lecho con Rosa María.

Esa es la fauna que aspira a gobernar la Isla, por eso llevan 60 años lloriqueando y difamando a la Revolución, y junto a la CIA le exigen al Gobierno yanqui mantener la guerra económica, con la frustrada aspiración de que el pueblo se lance a las calles.

Esos “amantes de la libertad” son los mismos que impiden los viajes de los norteamericanos y se oponen a la entrada de cruceros a Cuba, por el simple hecho de que mientras más personas comprueben sus mentiras sobre la Revolución, menos apoyo tendrán las acciones que el Congreso de ese país adopta contra el pueblo cubano.

Quienes ahora califican de “fraude” el proceso consultivo del Proyecto de la nueva Constitución, no alzaron sus voces para exigir un plebiscito para obtener la opinión del pueblo cubano, cuando en Washington se aprobaron la Ley Torricelli, la execrable Ley Helms- Burton, ni el conocido Plan Bush aprobado en 2004.

El colapso del sistema socialista europeo y la desintegración de la URSS, hicieron delirar a esa mafia terrorista radicada en Miami, de que la Revolución cubana se vendría abajo cual ficha de dominó, como vaticinó Brian Latel, oficial de la Inteligencia Nacional de la CIA en América Latina.

Cuba sobrevivió gracias a la unidad de su pueblo junto a Fidel Castro y apoyó a su Revolución, algo que esa lacra, que se auto proclaman “opositores”, no debe olvidar.

La nueva etapa que vive la Cuba de hoy, tampoco permitirá que su sistema regrese al pasado. Podrán gritar, amenazar y pataletear, que el pueblo cubano sabe lo que desea, porque la Revolución lo enseñó a pensar, lo educó académica y políticamente para que no volviera a ser engañado con ilusorias promesas de agua, camino y escuelas, como ofrecían los politiqueros que en 1959 se fugaron a Miami.

Allá ellos que se cocinan en su salsa agria, en Cuba el pueblo fortalece su proceso para hacerlo cada vez más democrático y participativo, algo que Estados Unidos no hace, ni tampoco reforma su vieja constitución para adecuarla a los tiempos, por temor a reclamos populares que no se atrevería a cumplir.

Sabias palabras de José Martí cuando dijo:

“Con los ejemplos sucede que es más fácil censurarlos, que seguirlo”